6:05 am - Sunday September 24, 2017

Una guía sobre seguros de viaje

Una tormenta inesperada, un vuelo perdido o una emergencia familiar pueden transformar esas tan preciadas vacaciones o ese viaje de negocios en una gran desilusión. Los seguros de viaje pueden ser muy útiles, pero para elegir la cobertura correcta hay que investigar, comparar costos y, por sobre todas las cosas, leer la letra pequeña.

Con una rápida búsqueda en Internet se pueden identificar y ver los valores de las compañías de seguro más importantes, pero hay que considerar bien las circunstancias personales y las coberturas antes de realizar las reservaciones del viaje.

Primero, los viajeros deben evaluar la cobertura de sus seguros de vida, casa, auto y salud. Conviene llamar a los agentes de seguros personales para informarles sobre el viaje, el alojamiento y las actividades. La idea es ver dónde termina la cobertura personal y dónde podría ser necesario contratar un seguro de viaje adicional.

Algunos viajeros, por ejemplo, se sorprenderían al saber que su póliza de propietario ofrece cobertura de responsabilidad civil para los viajes a otro estado o al extranjero, y su seguro médico podría ofrecerle cobertura total o parcial de evacuación (traslado) médica. Las tarjetas de crédito pueden ofrecer protección adicional. Haga una lista de los riesgos y circunstancias específicas del viaje para consultar con las compañías de seguro y saber si necesita o no una cobertura de viaje adicional.

Para los viajes de negocios, los empleados deben repetir este proceso con el departamento de recursos humanos. Los empleadores que suelen realizar negocios en áreas riesgosas, ya sea por cuestiones delictivas, conflictos geopolíticos o condiciones climáticas adversas, pueden tener sistemas específicos para estos problemas. Pero es importante saber hasta dónde cubren las protecciones del empleador para determinar si se necesita o no una cobertura adicional.

El seguro de viaje cubre los siguientes riesgos principales: cancelación y/o interrupción de un viaje, pérdida de equipaje, problemas médicos y/o dentales, condiciones médicas pre-existentes y cobertura de evacuación (médica o de otro tipo).

Es difícil decir el valor de la prima promedio para los viajes, porque cada viaje y cada viajero es diferente. La cobertura básica para viajes domésticos cortos por cancelación o pérdida de equipaje puede costar algunos dólares; la cobertura integral para un viaje internacional grande puede costar unos cientos.

Las compañías de viajes como las aerolíneas y las líneas de cruceros venden diferentes tipos de seguros de viaje, pero podría ser mejor comprarlo directamente en una compañía de seguros que ofrezca seguros de viaje, más conocidas como aseguradoras de “terceros”. Si bien los seguros de viaje que venden las compañías de viajes podrían ser apropiados, por lo general, la calidad de la cobertura o el servicio al cliente no suelen ser tan buena como la de las aseguradoras generales.

Antes de adquirir un seguro de viaje, es particularmente importante saber qué dice la cláusula de exclusión de la póliza. Esa sección de la póliza del seguro de viaje indica cuáles son las actividades o circunstancias particulares que impiden el pago de un reclamo.

Las compañías de seguros responden a los reclamos cuando los clientes presentan los documentos adecuados. Los viajeros que necesiten hacer un reclamo deben tener las copias de los recibos, tickets y documentos relacionados con el reclamo, como vuelos demorados, extravío de equipaje o cualquier otra pérdida potencial indicada en la póliza. Si el reclamo es el resultado de un acto delictivo, los asegurados deben obtener y presentar las copias de la denuncia policial, los documentos del hotel o cualquier otra documentación relevante.

Por último, nunca está de más informarse sobre los posibles riesgos del viaje. Con una búsqueda rápida en Internet, los viajeros pueden verificar fácilmente las condiciones climáticas y los posibles conflictos que pueda haber en el lugar de destino. El Departamento de Estado de EE.UU. tiene su propia página web de alertas y advertencias globales para los viajeros (http://travel.state.gov/content/passports/english/alertswarnings.html), con el fin de alertar a los viajeros sobre los delitos, ataques terroristas y conflictos geopolíticos de los diferentes países. El Servicio Climático Nacional de EE.UU. también tiene sitios web con predicciones de tormentas y huracanes, aunque las aseguradoras de viajes no suelen ofrecer cobertura para los sistemas de tormentas designados.

En resumen: El seguro de viaje puede ser un salvavidas financiero, pero es importante evaluar detenidamente dicha cobertura teniendo en cuenta la cobertura personal y laboral que ya se tiene y, sobre todas las cosas, leer la letra pequeña.

Comments

comments

Filed in: community / comunidad