3:08 pm - Tuesday October 21, 9890

Cómo planear una remodelación de la casa que realmente valga la pena

Hubo una época en la que se solían ver por todos lados contratistas haciendo refacciones al estilo “McMansión”, o cocinas dignas de Michelin –hasta 2006, cuando comenzó a afectar la Gran Recesión.

La buena noticia es que las mejoras en el hogar están comenzando a añadir valor en un mercado inmobiliario que está creciendo. La mala noticia es que hay que tener mucho cuidado con los proyectos de renovación o remodelación que se eligen para evitar tener que estirar el presupuesto.

En 2014, para saber si las mejoras hogareñas valen la pena, hay que hacerse dos preguntas:

  • ¿Recuperaremos el dinero cuando vendamos la propiedad? (Aquellos tiempos en que se recuperaba el 100 por ciento del dinero de las renovaciones ya no existen, al menos por ahora).
  • ¿Cómo afectarán los costos del proyecto a nuestro plan financiero general?

Estas son otras cuestiones que pueden ayudarlo a planificar:

  • Cuánto tiempo piensa vivir en la casa después de la renovación. La Gran Recesión demostró que muchos propietarios no lograron recuperar los costos de las mejoras importantes –y en ocasiones, tampoco los gastos de las refacciones modestas—al vender sus casas. Incluso en un mercado que se está recuperando, es bueno ser cauteloso. Por ahora, conviene hacer mejoras para disfrutarlas por mucho tiempo, y no para vender la casa mañana.
  • El estilo y las normas del vecindario. Todos lo hemos visto: los agregados extra-grandes que hacen que el resto de las casas de la cuadra parezcan “enanas”, una cocina nueva que costó $50.000 en una casa pequeña para la que una “lavada de cara” de $10.000 o menos habría sido más que suficiente. Es importante saber cómo se alinean sus gustos con lo que se vende en su mercado (ver Costos vs. Valor, más abajo).
  • Aprovechar las oportunidades en las compras y los tiempos de instalación para los diferentes proyectos. Las ventanas de reposición, por ejemplo: pida precios a mediados del verano y vuelva a pedirlos a fines del otoño –seguramente encontrará importantes ahorros tanto en las ventanas como en la instalación.
  • Disponibilidad de crédito fiscal por remodelaciones a nivel federal, estatal y local.¿Hay créditos o incentivos fiscales por la compra de equipos estructurales o aparatos para el hogar que puedan compensar el costo de lo que esté planeando?
  • Posible efecto sobre los impuestos inmobiliarios. ¿Puede una renovación importante, en realidad, alejar a los compradores por los altos costos de mantenimiento e impuestos inmobiliarios?
  • Averiguar los precios de las casas vendidas recientemente y sus características.Los propietarios inteligentes están al tanto de los precios de las casas que se vendieron recientemente en el vecindario y las características –o la falta de características –que facilitaron la operación.

Ahora, aquí es donde puede encontrar algunas respuestas.

El informe anual de Costo vs. Valor de la revista Remodeling (http://www.remodeling.hw.net/cost-vs-value/2014/) se ha convertido en un recurso muy importante de los consumidores para cotizar las mejoras y el recupero de costos a nivel nacional, regional y en las principales áreas metropolitanas. El formato en línea permite a los usuarios comparar costos de proyectos y recupero en la venta desde el año 2002.

Si bien el mercado inmobiliario se está recuperando a nivel nacional, algunos de los proyectos de mayor rendimiento publicados en 2014 fueron sorprendentemente pequeños. Los tres primeros proyectos de remodelación en términos de recupero de costos de 2014 fueron:

  • Reemplazo de la puerta principal (96,6 por ciento de recupero de costos).
  • Agregado de un deck de madera (87,4 por ciento).
  • Agregado/renovación de un dormitorio en el ático (84,3 por ciento).

La revista Remodeling reportó que el valor de los proyectos de remodelación comenzó a caer a nivel nacional junto con el valor de las casas en 2006 y recién empezó a recuperarse en 2013. A medida que aumenta el valor de reventa de las propiedades, aumenta también el recupero de costos en los proyectos más grandes. Como dice la publicación, es un mercado cauteloso.

Para obtener información más detallada y buscar datos a nivel local:

  • Consulte a sus vecinos. Si sus vecinos han hecho mejoras en sus hogares, por dentro y por fuera, pídales amablemente que le cuenten cuál fue su experiencia.
  • Hágase amigo de un agente inmobiliario. Los agentes inmobiliarios son más felices cuando cierran una operación, pero también les gusta generar relaciones a largo plazo. Los agentes estarán felices de compartir su información sobre el valor de las renovaciones en el vecindario si los invita a recorrer su casa. No pueden vender una casa llena de mejoras sobrevaloradas.
  • Antes de realizar un proyecto importante, consulte con un inspector inmobiliario.El trabajo del inspector inmobiliario es determinar si los aspectos estructurales y mecánicos de una propiedad se ajustan al código. Si una casa no ha tenido mejoras estructurales o mecánicas por muchos años, la inspección profesional puede detectar puntos problemáticos y mejoras intermedias que podrían ser mucho más valiosas que el trabajo cosmético.
  • Hable con un profesional en impuestos. Hay proyectos para los que puede haber créditos fiscales y deducciones federales y estatales. El IRS tiene un resumen actualizado (http://www.irs.gov/uac/Newsroom/Energy-Efficient-Home-Improvements-Can-Lower-Your-Taxes) de los créditos por ahorro energético de 2014 y otros recursos relacionados.
  • Consulte sus informes de crédito y su calificación crediticia. Si necesita pedir un préstamo para realizar un proyecto, es buena idea consultar sus informes y su calificación crediticia para saber si puede obtener uno. Tiene derecho a solicitar informes crediticios gratuitos a las tres agencias principales — Experian, TransUnion y Equifax—una vez por año. Puede solicitarlos directamente desde el sitio web AnnualCreditReport.com.
  • Hable con un planificador financiero. Un proyecto de mejoras en el hogar puede ser considerable comparado con lo que usted gana o tiene ahorrado. Un planificador financiero profesional puede ayudarlo a evaluar los posibles proyectos en base a las metas financieras que tenga, como ahorrar para el retiro o para la educación de sus hijos.
  • Vea qué puede hacer usted mismo. Ya sea el trabajo de pintura, jardinería, carpintería o eléctrico, encargarse usted mismo de algunas terminaciones en un proyecto de mejoras en la casa puede ahorrarle dinero. Solo asegúrese de tener el tiempo y la capacidad para hacerlo.

En resumen: Encare la renovación de su casa como encararía cualquier otra decisión financiera importante: haga los deberes y vea cómo encaja en su plan financiero general.

Comments

comments

Filed in: community / comunidad