6:22 pm - Friday September 22, 2017

Senador Graham – Discurso semanal republicano‏

El senador de Estados Unidos Lindsey Graham pronuncia discurso semanal republicano

Ya sea en las ciudades de Irak o en las muchas aldeas remotas y aisladas de Afganistán, he visto las condiciones opresivas bajo las cuales nuestros valientes estadounidenses están obligados a operar. Sin embargo, nuestros soldados continúan su misión de perseverar y seguir adelante, impulsados por el deseo y compromiso de mantener a raya a nuestros enemigos. Para estos estadounidenses, su servicio para proteger a nuestra nación es más que un trabajo. Es un llamado’.

 En el discurso semanal republicano, el senador Lindsey Graham de Carolina del Sur dice que el Día de Acción de Gracias es un buen momento para expresar nuestra gratitud y aprecio por el servicio de hombres y mujeres en uniforme de Estados Unidos. Un miembro de mayor rango del Comité de Servicios Armados del Senado que se reúne regularmente con soldados, marineros, aviadores e infantes de marina de Estados Unidos, el senador Graham dice que es debido a su valentía y buena voluntad de soportar tremendas dificultades que los estadounidenses pueden estar en casa con sus familias en esta época de fiestas. “Algunos de ellos están sirviendo a nuestra nación en el extranjero, a miles de millas de distancia. Y en su mundo, las comodidades que usted y yo tomamos como algo natural — cosas como el agua potable y la electricidad se consideran lujos”, dice el senador Graham. Este Día de Acción de Gracias, el senador Graham dice a nuestras tropas y sus familias, “nosotros realmente tenemos con ustedes una gran deuda de gratitud que jamás podremos repagar”. A continuación el discurso completo del senador Graham:

 

“Hola, Soy el senador Lindsey Graham de Carolina del Sur.

 

“Al celebrar esta fiesta de Acción de Gracias es importante que todos nosotros reflexionemos sobre nuestras muchas bendiciones. Familiares y amigos vienen inmediatamente a la mente.

 

“Pero hay muchos estadounidenses que no van a poder celebrar esta temporada de fiestas en su casa. Algunos de ellos están sirviendo a nuestra nación en el extranjero, a miles de millas de distancia. Y en su mundo, las comodidades que usted y yo tomamos como algo natural — cosas como el agua potable y la  electricidad se consideran lujos.

 

“Como miembro del Comité de Servicios Armados, he tenido el gran honor de conocer a muchos de estos soldados, marineros, aviadores e infantes de marina estadounidenses. Juntos, conforman la fuerza de combate más grande en la historia del mundo.

“Y he tenido la fortuna de presenciar de primera mano, el extraordinario trabajo que han hecho y continúan haciendo en algunas de las circunstancias más difíciles.

 

“Ya sea en las ciudades de Irak o en las muchas aldeas remotas y aisladas de Afganistán, he visto las condiciones opresivas bajo las cuales nuestros valientes estadounidenses están obligados a operar.

 

“Sin embargo, nuestros soldados continúan su misión de perseverar y seguir adelante, impulsados por el deseo y compromiso de mantener a raya a nuestros enemigos. Para estos estadounidenses, su servicio para proteger a nuestra nación es más que un trabajo. Es un llamado.

 

“Ellos mantienen inquebrantable el enfoque y determinación de no ceder ni una sola pulgada al enemigo. Y una y otra vez muestran la voluntad de reengancharse y retornar a la lucha.

 

“Sigo sorprendido por su trabajo en equipo y compasión – no sólo de uno a otro –, sino que también hacia los menos afortunados.Ya sea compartiendo su comida y agua, o recolectando dinero de sus propios bolsillos para comprar un pelota de fútbol para un niño que casi no tiene nada – son la prueba viviente del espíritu estadounidense de ayudar a otros que están decaídos y sin nada.

 

“Nuestros soldados estadounidenses sirven como algunos de los mejores embajadores que Estados Unidos jamás podría esperar. Son fuertes y determinados, pero igualmente amables y compasivos.

 

“En este Día de Acción de Gracias, quiero expresar todo nuestro agradecimiento, republicano, demócrata, independiente, por el servicio a nuestros hombres y mujeres en uniforme y a todas sus familias. Al cónyuge militar, que tiene que ser mamá y papá, Dios le bendiga. A los hijos de nuestros militares, que han perdido días festivos y cumpleaños, Dios les bendiga. Es gracias a la valentía de nuestras tropas y a su buena voluntad de soportar tremendas dificultades que nosotros podemos estar en casa con nuestras familias esta época de fiestas.

 

“A nuestras tropas y sus familias, nosotros realmente tenemos con ustedes una gran deuda de gratitud que jamás podremos repagar”.
“Gracias por escuchar. Que Dios continúe bendiciéndoles a ustedes y a todos aquellos que sirven a nuestra gran nación”.

Comments

comments

Filed in: education / educación