2:23 pm - Tuesday November 21, 2017

Aplicar prohibición a la importación de armas de asalto militar

NALACC y aliados de “Caravana por la Paz con Justicia y Dignidad” hacen un llamado en Houston al Presidente Barack Obama para que aplique la prohibición existente a la importación de armas de asalto militar y evitar su venta clandestina a carteles de la droga en México
La Alianza Nacional de Comunidades Latino Americanas y Caribeñas (NALACC) y otras organizaciones civiles a bordo de la Caravana por la Paz con Justicia y Dignidad desmantelaron un arma de asalto militar y la convirtieron en un símbolo de paz en Houston, Texas, hoy lunes 27 de agosto de 2012 para hacer un llamado al Presidente Barack Obama de que aplique la prohibición existente a la importación de armas de asalto militar, entre otras medidas, a fin de frenar la venta clandestina de estas armas, las cuales han estado ligadas a miles de muertes en la guerra contra las drogas en México.

“El altamente desregulado mercado de armas de los Estados Unidos, incluyendo las armas de asalto, facilita que las organizaciones criminales se armen en el extranjero, elevando el número de vidas inocentes que se pierden en actos de barbarie como los recientes tiroteos en los Estados Unidos, así como el asesinato de víctimas inocentes en la llamada guerra de las drogas en México”, declaró Oscar Chacón, Director Ejecutivo de NALACC.

La Caravana y parientes de algunos de los 60 mil muertos en la guerra contra las drogas en México  enterraron en cemento el arma de asalto a manera de símbolo de paz en el histórico barrio mexicano de Houston.  De acuerdo con una investigación del Washington Post, Texas ocupa el primer lugar entre los estados de la Unión Americana con el mayor número de armas decomisadas en la guerra contra las drogas; y a nivel estatal, Houston es la ciudad con el mayor número de armas vinculadas a hechos sangrientos en México.

“A medida que la gente se ve afectada por políticas absurdas en los Estados Unidos y en el extranjero, y que en el caso de México ya ha alcanzado el nivel de tragedia, la gente de ambos lados de la frontera debe aprender a trabajar junta para concretar una nueva generación de políticas públicas que promuevan el entendimiento común, la justicia y la paz; y que estén centradas en el bienestar de todos los seres humanos”, dijo Chacón.

Houston es una de las más de 20 ciudades que esta coalición binacional  recorre de costa a costa por los Estados Unidos con el objetivo principal de humanizar el debate político sobre la guerra contra las drogas y sus estragos sociales tanto en México como en la Unión Americana. La Caravana culmina el 12 de septiembre de 201 en Washington, D.C., con el Día Internacional de Acción.

NALACC, al igual que otro centenar de organizaciones cívicas de los Estados Unidos, suma esfuerzos en la Caravana con el Movimiento por la Paz y la Justicia y Dignidad de México (MPJD), co-liderado por el poeta y activista mexicano Javier Sicilia, para apoyar al pueblo hermano mexicano, y también como una forma de compartir su iniciativa “Somos/We Are”, la cual refleja el mismo objetivo: humanizar los debates de políticas que afectan directamente a las comunidades inmigrantes en la Unión Americana.

“No estamos aquí en los Estados Unidos para disputar la Segunda Enmienda. La Caravana por la Paz está aquí porque nuestros seres queridos han sido heridos y secuestrados, desplazados y asesinados con armas de asalto militar vendidas en tiendas estadounidenses y en exposiciones de armas”, dijo Sicilia, cuyo hijo, Juan Francisco, fue asesinado el año pasado. “Las armas de asalto vendidas por comerciantes de armas estadounidenses, como los que hay aquí en Houston, son responsables de miles de muertes en la guerra contra las drogas en México, y al hacer eso, los comerciantes de armas se burlan de la Segunda Enmienda. Juntos, ustedes aquí en los EStados Unidos, y nosotros en México, podemos ayudar a poner fin a esta locura”.

La seguridad de los migrantes es una de las cinco soluciones integrales que la Caravana propone para frenar la violencia y las ramificaciones de ésta en ambos países. Las otras soluciones propuestas son: alternativas a la prohibición de drogas, un alto al contrabando de drogas, evitar el lavado de dinero, y eliminar la ayuda militar estadounidense a México.

Comments

comments

Filed in: community / comunidad